Serie A: La temporada 2024-2025 ya tiene el calendario definido

Tony Cittadino (Madrid).- Ya comenzó la cuenta regresiva para la acción de la Serie A 2024-2025. La nueva temporada del calcio comenzará el 18 de agosto y terminará el 25 de mayo de 2025, luego de que este jueves se realizará el sorteo del calendario.

En esta campaña, destacan el regreso la máxima categoría del Como, el Venezia y el Parma. La primera jornada tendrá el debut del Inter, actual campeón del calcio y que estrenará sus dos estrellas en la camisa, visitando al Genoa. Además el Milan recibe al Torino y la Juventus de Thiago Motta al Como de Cesc Fábregas en el Allianz Stadium.

Los otros duelos serán: Bologna-Udinese, Cagliari-Roma, Empoli-Monza, Verona-Napoli, Lazio-Venezia, Lecce-Atalanta y Parma-Fiorentina.

El primer big match será en la tercera jornada, entre la Juve y la Roma, mientras que el Derby della Madonnina, entre Inter y Milan será en la quinta jornada. Será el 22 de septiembre con el Inter como local. La vuelta está pautada para el 2 de febrero. En esa fecha 5, también hay dos partidos interesantes: Juve-Napoli y Fiorentina-Lazio.

La octava jornada tendrá los duelos Juve-Lazio y Roma-Inter y en la novena se disputará el Derby d’ Italia entre Inter y Juve en el Giuseppe Meazza.

La décima fecha, que será la única entre semana y se celebará el 30 de octubre, dejó dos encuentros interesantes: Milan-Napoli y Roma-Torino.

La fecha 12 será protagonista del Derby della Mole Antonelliana entre Juventus y Torino en el Allianz Stadium. La vuelrta será en la jornada 20.

En la siguiente fecha, la 13 hay que apuntar el duelo entre Milan y Juventus en San Siro. Será el 24 de noviembre. La vuelta será en la jornada 21, el 19 de enero de 2025.

Lazio-Inter se verán las caras en la fecha 16 y en la 18 hay tres duelos de alto impacto: Milan-Roma, Juve-Fiorentina y Lazio-Atalanta.

El calendario de ida terminará con la fecha 19 y el derby de la capital italiana entre Roma y Lazio y será completada con los duelos Como-Milan, Inter-Bologna, Atalanta-Juve, Fiorentina-Napoli, Verona-Udinese, Lecce-Genoa, Monza-Cagliari, Torino-Parma, Venezia-Empoli.

La jornada 38 tendrá los siguientes duelos: Atalanta-Parma, Bologna-Genoa, Como-Inter, Empoli-Verona, Lazio-Lecce, Milan-Monza, Napoli-Cagliari, Torino-Roma, Udinese-Fiorentina y Venezia-Juve.

Así se jugará

La temporada comenará el 18 de agosto y terminará el 25 de mayo de 2025. El calendario tendrá cuatro pausas, por las fecha FIFA de las selecciones nacionales y serán: 13/10/2024, 17/11/2024 y 23/3/2025.

En tanto, está previsto que sólo se dispuite una jornada entre semana, que será el 30 de octubre.

La Coppa Italia comenzará el 4 de agosto con los turnos preliminares y, como es costumbre, los grandes equipos se sumarán en los octavos de final a partir de enero de 2005.  La final se jugará el 14 de mayo.

Esta temporada, tendrá la particularidad de tener diversos horarios de juego y no algunos en simultáneo. Se mantienen los anticipios los viernes por la noche y sábado por la tarde y el juego más importate el domingo por la noche y, otro más, el lunes por la noche.

El turno durante la semana, no tendrá cambios y se disputará de martes a jueves, mientras que los choques que deban posponerse por la Supercoppa d’Italia que se jugará en enero, se recuperarán entre medianos de enero y finales de febrero.

Por supuesto, los horarios de cada jornada van sujetos a disponibiidad de cambio por las exigencias de los canales de televisión.

Las útimas dos fechas, la jornada 37 y 38, se desarrollarán como siempre con la mayoría de juegos en simultaneo, de manera que no exista ventaja de algún equipo si tuviera que jugarse el título, los puestos europeos o el descenso

Por otro lado, los equipos que comparten la ciudad (:Inter-Milan, Lazio-Roma y Juventus-Torino), tendrán que jugar un partido en casa y otro como visitante en la misma fecha, para evitar coincidir en la ciudad por la fanaticada.

Una vez más, el calendario de vuelta será asimétrico y no tendrá el mismo orden que el de ida, mientras que no habrá pausa por las fiestas navideñas y del Día de Reyes. Tomando en cuenta que Navidad y Año nuevo caen entre semana, el fin anterior se disputará con normalidad (22 de diciembre, 29 de diciembre y 5 de enero).

 

 

Gianluigi Buffon seguirá como Jefe de la Delegación de Italia  

Tony Cittadino (Madrid).- Las últimas horas en la Federación Italiana de Fútbol (FIGC), no han sido fáciles. Luego de la escandalosa eliminación de la Azzurra en la Euro 2024, este miércoles Gianluigi Buffon decidió dar un voto de confianza y seguirá como Jefe de la Delegación de Italia.

Buffon, quien es el líder en presencias en la Nazionale con 176 partidos, fue anunciado en el cargo el pasado 5 de agosto para sustituir a Gianluca Vialli, quien falleció en enero de 2023.

“La Azzurra es mi segunda piel y estoy feliz de continuar el cambio de diferente que comencé hace poco menos de un año. Agradezco al presidente por la estima y, como siempre he hecho en mi carrera, daré el máximo por la selección”, dijo Buffon en una nota de prensa de la FIGC.

Italia fue eliminada en los octavos de final de la Euro ante Suiza, en un encuentro en el que fueron superados ampliamente por los helvéticos y en el que jugaron de manera desastrosa. Sin identidad, sin intensidad y sin alma.

Como era de esperarse, los fanáticos y los medios de comunicación han pedido la cabeza del director técnico Luciano Spalletti, quien fue ratificado el pasado domingo en una rueda de prensa en Alemania por el presidente de la FICG, Gabriele Gravina.

La permanencia de Buffon, pareciera ser un paso adelante entre el rol del técnico y el grupo, que tendrá que reaccionar y trabajar en contra reloj para buscar una identidad de juego.

El próximo 6 de septiembre debutarán en la cuarta edición de la Nations League, visitando a Francia y en diciembre, será el sorteo a las eliminatorias europeas al Mundial 2026.

Foto: Prensa FIGC

Euro 2024: Italia quiere mantener la hegemonía ante Suiza en el inicio de los octavos de final

Tony Cittadino (Madrid).- Italia regresa al Olympiastadion de Berlín, un estadio que le trae dulces recuerdos. Allí, la noche del 9 de julio de 2006, alzó su cuarta Copa del Mundo y este sábado por la tarde retará a Suiza, en el inicio de los octavos de final de la Eurocopa Alemania 2024. La Azzurra tiene 31 años sin perder ante los helvéticos y quiere mantener la hegemonía.

Si bien las diferencias entre una selección y otra son abismales, el objetivo sigue siendo el mismo. Italia necesita ganar, para avanzar y seguir en carrera. Los dirigidos por Luciano Spalletti llegan a este juego con la obligación de llevarse el triunfo y mejorar el rendimiento colectivo que tuvieron en la fase de grupos.

Italia suma 11 partidos sin perder ante Suiza, con balance de cinco victorias y seis empates. El último triunfo de los helvéticos fue el 1 mayo de 1993, con marcador de 1-0 en partido jugado en Berna, por la clasificación para el Mundial de Estados Unidos 1994.

El historial de enfrentamientos, sumando todas las competiciones, favorece a los italianos. Han ganado 29 de los 61 partidos, con 24 empates y ocho derrotas. Han anotado 111 goles y recibido 68.

Sin embargo, los actuales campeones europeos necesitan ganar confianza y mejorar su juego. El técnico todavía no convence con el esquema, utlizando el 3-5-2 y el 4-2-3-1, pero, más allá de eso, la selección es predecible y pierde mucho balones. No hay identidad y pareciera ser el momento de dar el golpe en la mesa.

Avanzaron como segundos del grupo B con cuatro puntos, pero con drama incluido. La Azzurra terminó clasificando gracias a un dramático gol de Mattia Zaccagni, en un encuentro en el que se le complicaba la vida ante Croacia y que terminaron empatando in extremis.

Ese punto valioso, les permitió seguir con vida en la Euro y pasar al lado derecho del cuadro de la segunda ronda que, a priori, es más accesible para llegar a la final. Eso lo dice el papel, pero los partidos hay que jugarlos y de esto, Italia tiene ya varias historias en los últimos 15 años en torneos diferentes, con selecciones como Egipto, Eslovaquia, Costa Rica, Suecia y Macedonia, estas dos últimas culpables de la pesadilla de dejarla sin el Mundial 2018 y 2022.

Para este encuentro, se espera que Spalletti haga cambios en el mediocampo y también en la defensa, especialmente porque no podrá contar con el zaguero Riccardo Calafiori, quien se perderá el partido por acumulación de tarjetas.

El defensa del Bologna, pretendido fuertemente por la Juventus, ha tenido un gran torneo. De hecho, medio gol anotado por Zaccagni fue gracias a un gran acción personal de ir a encarar al área rival y servir a la asistencia al delantero de la Lazio.

Su lugar como defensa central, debería ser ocupado por Gianluca Mancini, quien no se confía de los suizos. “Vimos a Suiza contra Alemania y es un equipo muy físico y muy rápido. Corre mucho. Será un partido de alto nivel e intentaremos recuperarnos y llegar a nuestro mejor nivel. Tienen gente joven y gente más experimentada, es una buena mezcla. Pero nuestro equipo también la tiene”, dijo en declaraciones a la UEFA.

Precedentes y el fantasma de los penales

Suiza será un rival rocoso, ordenado y con buen dominio del balón, que venderá cara su derrota y que está por tercera vez consecutiva en los octavos de final de la Euro. En 2020, cayeron en penales ante España en los cuartos de final y en 2016 fueron eliminados en octavos por Polonia, también desde los 11 metros.

La oncena de Murat Yakin fue segunda del grupo A y por poco le gana el partido a Alemania, pero los teutones le empataron sobre la hora gracias a Niclas Füllkrug.

Italia es un rival conocido, ya saben cómo jugarle y el portero Yann Sommer les da mucha fiabilidad y confianza, pues también juega en el Inter de Milan. También tiene jugadores capaces de complicar a cualquiera, como Granit Xhaka, Manuel Akanji y Fabian Rieder.

Entre los enfrentamientos más recientes, destacan tres. El primero, fue en la pasada Euro. Italia ganó tres por cero en el estadio Olímpico de Roma, gracias a un doblete de Manuel Locatelli y otro tanto de Ciro Immobile.

Luego, se vieron las caras en las eliminatorias al Mundial Qatar 2022 y sumaron par de empates, en duelos en los que Italia se pudo haber llevado la victoria, pero fallaron ocasiones claras de cara al arco y Jorginho errór dos penales, uno en cada juego.

En la ida, en septiembre de 2021, empataron sin goles en Basilea, en un duelo en el que la otrora oncena de Roberto Mancini extendió en su momento a 36 los partidos sin perder (27 victorias y 9 empates) e implantar un nuevo récord, tras superar la marca de España (2007-2009) y Brasil (1993-1996).

Jorginho falló desde el punto penal y lo volvió a hacer dos meses después en Roma. El juego quedó 1-1 y el mediocampista brasileño naturalizado italiano, envió el balón por encima del travesaño al minuto 89. En el juego siguiente, empataron en su visita a Irlanda, luego fueron al repechaje en marzo del 2022 ante Macedonia y se quedaron fuera del Mundial por segunda ocasión seguida.

Esos fantasmas y esa deuda pendiente será parte del motor del centrocampista y de la selección, que tendrá una oportunidad para ajustar cuentas, mientras que los suizos buscarán su primera victoria en 31 años.

“Lo que les hace peligrosos es que pueden jugar de muchas maneras diferentes. Pero también estarán preocupados por nosotros. Estamos en buena forma, somos imprevisibles e intentaremos salir victoriosos de este partido”, dijo a la UEFA el técnico Yakin, quien plantará cara y está seguro del desempeño de sus jugadores.

El ganador de este partido, se enfrentará en los cuartos de final al ganador del juego de este domingo entre Inglaterra y Eslovaquia.

Alineaciones probables

Italia: Donnarumma; Darmian, Mancini, Bastoni; Di Lorenzo, Barella, Jorginho, Cristante, Dimarco; Scamacca, Chiesa.

Suiza: Sommer; Schär, Akanji, Rodriguez; Stergiou, Xhaka, Freuler, Aebischer; Ndoye, Embolo, Vargas.

Euro 2024: Italia contra España, un clásico europeo de alto voltaje

Tony Cittadino (Madrid).- Italia y España son dos de las selecciones más ganadoras en Europa y protagonistas del fútbol mundial. Por sus oncenas han pasado jugadores históricos, que han regalado emociones y partidos vibrantes y, este jueves, se medirán en la fase de grupos de la Eurocopa Alemania 2024.

Cada enfrentamiento es una batalla a sangre y fuego, que no decepciona y que se ha vivido con mayor intensidad en este siglo. Claro está, sin olvidar el electrizante choque de hace 30 años, cuando Italia ganó dos goles por uno en los cuartos de final del Mundial 1994, en el recordado encuentro en el que marcó Roberto Baggio y Luis Enrique sufrió el codazo de Mauro Tassotti.

La serie de por vida favorece a España con balance de 13 victorias, por 11 de Italia y 11 empates. La Azzurra ha anotado 46 goles y la Roja uno menos.

Sin embargo, en este siglo se han enfrentado, mayormente, en la Eurocopa. El encuentro de este jueves, será el quinto consecutivo en el torneo europeo, luego de las ediciones de 2008, 2012, 2016 y 2020.

En este lapso, incluyendo amistosos, partidos de eliminatoria al Mundial y duelos de Final Four de la Nations League, el balance es de siete victorias para España, dos triunfos para Italia y siete empates, de los cuales tres de ellos terminaron en penales y dos los ganaron los transalpinos.

Duelos en la Euro

El recorrido por la Euro en este siglo comenzó en los cuartos de final de la edición de 2008, aunque habían jugado en la fase de grupos de 1980 (Italia 0-0 España) y en 1988 (Italia 1-0 España, Vialli 73’).

Italia llegaba como el actual campeón mundial e igualaron sin goles en 120 minutos. España se impuso 4-2 en los penales, rompiendo la maldición de no pasar de esa ronda.

Fue el inicio de una etapa dorada, en la que lograron imponerse en la final a Alemania para ganar su segunda Euro, luego de la de 1964. Dos años más tarde, se coronaron por primera vez en Sudáfrica 2010.

Los transalpinos y los ibéricos se vieron las caras en par de ocasiones en 2012. La primera, fue en la fase de grupos y el juego quedó igualado a un gol, con tantos de Antonio Di Natale (61’) y Cesc Fábregas (65’).

Luego, en la final en Kiev, los dirigidos por Vicente Del Bosque, lograron un triunfo histórico de 4-0 ante los italianos, con goles de David Silva (14′), Jordi Alba (41′), Fernando Torres (84′) y Juan Mata (88′). De esta forma, la Roja ganó su tercera Euro y alcanzó un triplete histórico, al sumar Euro, Mundial y Euro.

Italia tomó venganza cuatro años más tarde. La oncena de Antonio Conte derrotó a España dos goles por cero, en los octavos de final de la Euro 2016. Giorgio Chiellini (33’) y Graziano Pellè (90+1’), firmaron el lauro azzurro.

El siguiente enfrentamiento fue en las semifinales de la Euro 2020 e Italia volvió a sonreír. Empataron a un tanto en 120 minutos, tras las dianas de Federico Chiesa (60’) y Álvaro Morata (80’), y se impusieron en penales 4-2, con el gol decisivo de Jorginho.

La oncena de Roberto Mancini se enfrentó a Inglaterra en la final y se llevó el título, en una dramática definición en penales. Así lograron su segunda Eurocopa, tras alzarla en 1968.

Otros enfrentamientos

España e Italia también se vieron las caras en la semifinal de la Copa Confederaciones Brasil 2013. Fue un duelo atractivo en Fortaleza, pero empataron sin goles en 120. España se llevó la victoria en penales 7-6, gracias al fallo de Leonardo Bonucci.

Los ibéricos también sacaron buena tajada en las eliminatorias al Mundial Rusia 2018, el empatar a un gol en el Juventus Stadium a un tanto (Vitolo 55’ y De Rossi 82’) y lograr una categórica victoria de tres por cero, en una estupenda exhibición de Isco, quien anotó dos tantos (13’ y 40’). Morata se encargó de cerrar el resultado (77’).

España clasificó como primera de grupo a Rusia, mientras que Italia quedó eliminada en el repechaje ante Suecia y faltó a su primera Copa del Mundo de 1958. La tragedia italiana de repitió en 2022 ante Macedonia del Norte, en el repechaje rumbo a Qatar 2022.

Nations League

La emoción de estos clásicos no quedó allí, pues ambas oncenas volvieron a medirse en el Final Four de la Nations League y España salió airosa en ambas ocasiones.

La primera fue en la edición de 2021. Se enfrentaron en la semifinal en el estadio San Siro de Milano y España ganó 2-1. Ferrán Torres firmó la victoria con dianas al 17’ y al 45+2’, mientras que Lorenzo Pellegrini descontó al 83.

El resultado, además de eliminar a Italia, cortó la racha de 37 partidos invictos ((28JG, 9JE) que, hasta la fecha, se mantiene como la más larga entre las selecciones.

Italia no perdía desde hace 93 años y acumulaba 28 partidos invicta en San Siro. Tenía 61 partidos oficiales en casa sin perder, sin contar los amistosos, con 46 victorias y 13 empates. La última derrota había sido el 8 de septiembre de 1999, al caer 2-3 ante Dinamarca en Napoli, en partido de eliminatorias para la Euro 2000.

España terminó avanzando a la final, pero cayó ante Francia. Los galos triunfaron dos por uno, al remontar con tantos  de Karim Benzema y Kylian Mbappé.

Dos años más tarde, jugaron en Enschede y España se impuso con idéntico marcador. Para entonces, marcaron Jeremy Pino (3’) y Joselu (88’). Por Italia, Ciro Immobile descontó de penal al 11’.

La Roja terminó ganando el torneo, al derrotar a Croacia. Igualaron sin goles y en penales se impusieron 5-4, con un tanto de Dani Carvajal.

De esta forma, los dirigidos por Luis de la Fuente ganaron su primer título internacional desde la Euro 2012 y se unieron a Portugal (2019) y Francia (2021), como los monarcas de la Nations League.

 

Baggio, Del Piero, Totti, Antognoni y Rivera, motivarán a Italia rumbo a la Euro 2024

Tony Cittadino (Madrid).- El Centro Técnico Federal de Coverciano, se prepara para recibir a la crema y nata del fútbol italiano. Roberto Baggio, Alessandro Del Piero, Francesco Totti, Giancarlo Antognoni y Gianni Rivera, estarán el próximo lunes en los entrenamientos de la selección italiana, para motivarla y compartir su experiencia rumbo a la Eurocopa Alemania 2024.

La idea había nacido a finales de abril pasado por el director técnico de la Azzurra, Luciano Spalletti, como una iniciativa extraordinaria que pueda aumentar el sentido de pertenencia y el valor de la experiencia del grupo que defenderá la Euro ganada en Wembley ante Inglaterra.

Del grupo destacan dos campeones del Mundo con Italia en Alemania 2006, como lo son Del Piero y Totti, además de dos Balón de Oro: Rivera en 1969 y Baggio en 1993, quien es considerado, a pesar de la grave lesión en su rodilla derecha, el mejor jugador italiano de todos los tiempos.

Será una visita especial en Coverciano, para una selección italiana que se concentrará a partir del próximo viernes 31.

Se espera que los “Cinco fantásticos”, como los ha bautizado la prensa italiana, lleguen a la concentración cerca del mediodía, de acuerdo a la nota de prensa emitida por la Federación Italiana de Fútbol (FIGC).

Luego, almorzarán con el grupo de 30 jugadores, para luego vestir unas camisas especiales y compartir con estas glorias del calcio durante los entrenamientos de la tarde.

“El camino a la Euro 2024, nace con la luz y el prestigio de estas cinco estrellas del fútbol italiano. Es un gran testimonio de amor por la camiseta azzurra y un gran ejemplo de cómo la Nazionale, a través de las generaciones, continúa a tener vivo el espírito del orgullo, más allá de la técnica en el campo. Les agradezco a los cinco por aceptar la invitación”, dijo el presidente Gabriele Gravina.

Italia tendrá dos partidos de preparación en junio. El lunes 4 se medirá a Turquía en el estadio Renato Dall’Ara’ de Bologna y el domingo 9 a Bosnia Herzegovina en el estadio Carlo Castellani de Empoli.

El jueves 6 de junio, el grupo de 30 jugadores se reducirá a 26, para viajar a Alemania el lunes 10. Allí tendrán su centro de concentración en la ciudad de Iserlohn y se hospedarán en el Hotel VierJahreszeiten.

La Azzurra quedó en el grupo B y debutará el sábado 15 de junio ante Albania. Cinco días más tarde, es el clásico ante España y finalizarán la fase de grupos el lunes 24 frente a Croacia.

Foto: Prensa FIGC

Serie A: Thiago Motta no continuará en el Bologna y su futuro se acerca a la Juve

Tony Cittadino (Madrid).- Lo que era un secreto a voces, se cumplió. Este jueves el Bologna confirmó que Thiago Motta dejará al club al final de temporada y todo parece indicar que será el próximo director técnico de la Juventus a partir de la próxima campaña.

Motta se reunió este jueves por la mañana con el presidente del Bologna, Joey Saputo, para comunicarle la decisión. El club agradeció al técnico el gran trabajo realizado en un comunicado y le deseó lo mejor en su futuro.

“En estos dos años, he conocido un técnico preparado y ganador. Le dio una identidad al equipo y un juego brillante. La hazaña de clasificar al equipo a la próxima Champions League, le permite a todos los jugadores y a él, entrar en la historia de nuestro club. Hubiera querido que permaneciera en el Bologna, pero no puedo más que agradecer a su staff y a él, por estas temporadas maravillosas. Le deseamos lo mejor para el futuro”, indicaba el texto.

Motta estuvo durante dos temporadas con el equipo rossoblù y, a falta de la última jornada de la Serie A de este fin de semana, dirigió un total de 125 partidos en todas las competiciones, con balance de 48 victorias, 33 empates y 44 derrotas.

En la pasada temporada terminó en el noveno lugar y en la actual zafra está en el tercer puesto. Esta mágica zafra le permitió al Bologna obtener la clasificación para la próxima temporada de la Liga de Campeones por primera vez en 60 años. No lo hacía desde la contienda 1964-1965.

Ahora se espera que la Juventus lo anuncie como su nuevo director técnico en las próximas semanas. La prensa italiana habla de que llegó a un acuerdo por dos temporadas y una opcional y un contrato cercano a los 3 millones y medio de euros al año.

La llegada de Motta a la Juve pudiera permitir el fichaje del defensa Riccardo Calafiori, quien es uno de los objetivos de mercado. Puede jugar como defensa central y lateral izquierdo y está catalogado como una de las joyas del calcio.

El pasado lunes, anotó un doblete en el empate a tres goles ante la Juve y este jueves fue la gran novedad de la primera lista del director técnico de Italia, Luciano Spalletti, quien pudiera llevarlo a la Eurocopa Alemania 2024.

Foto: Prensa Bologna

Un triplete de Lookmam le dio a la Atalanta su primera Europa League  

Tony Cittadino (Madrid).- Se acabó la sequía para el fútbol italiano en la Europa League. Ademola Lookman se encargó de regalarle a la Atalanta su primer título internacional y, el primero en este siglo para el calcio en esta competición, gracias a un triplete anotado en la gran final ante el Bayern Leverkusen, disputada en el Aviva Stadium de Dublín.

El equipo de Gian Piero Gasperini firmó una victoria contundente de tres goles por cero, para sumar su primer trofeo en Europa a su palmarés y romper el espectacular invicto del equipo alemán, que recientemente ganó su primera Bundesliga.

«Hemos hecho un partido magnífico y lo necesitábamos, contra un equipo de tanta calidad. Nunca he creído que un trofeo pudiera cambiar la racha que llevamos; hemos jugado tantos partidos como éste a lo largo de los años y no solo en esta temporada. Por supuesto que este trofeo lo destacará, pero a la Atalanta hay que juzgarla no sólo por esta temporada y sino por todo lo que hemos hecho», dijo Gasp en declaraciones reseñadas por el portal de la UEFA.

La histórica racha de juegos sin perder quedó en 51 partidos: 34 por Bundesliga, 12 por Europa League y cinco por la Copa de Alemania. En total, ganó 42 juegos y empató 9, antes de caer esta noche en Dublín.

«Seguro que duele. Pero tenemos que utilizar este dolor de forma positiva. Es excepcional lo que hemos conseguido y tenemos que estar orgullosos. Aprenderemos. Teníamos una gran oportunidad y pusimos todo de nuestra parte hoy, pero no salió como habíamos planeado. No estuvimos a nuestro mejor nivel: todos, yo incluido. Así que aprenderemos de hoy. Va a ser un reto cómo respondamos a la derrota y lidiemos con el dolor», dijo Alonso a la UEFA.

Todo fue justo mérito de un grupo consolidado y con el sello de Gasp, que también logró el primer título en 20 años de carrera. Antes de esta histórica noche, la Atalanta sólo había ganado la Coppa Italia en 1963.

El estratega llegó al club en 2016 y en ocho temporadas puso al club a soñar con cuartos de final en la Champions League, tres terceros lugares en el campeonato local y par de finales perdidas en la Coppa Italia, la más reciente la semana pasada ante la Juventus.

De acuerdo al estadista OptaPaolo, Gasperini (66 años y 177 días), es el entrenador de mayor edad en ganar una final en su primera oportunidad y el segundo italiano, luego de que Maurizio Sarri lo hiciera con el Chelsea en el 2019.

 

También fue el décimo trofeo para Italia, contando el torneo cuando se llamaba Copa UEFA. Los títulos anteriores fueron ganados en tres ocasiones por la Juventus (1977, 1990 y 1993), tres por el Inter (1991, 1994 y 1998), dos por el Parma (1995 y 1999) y uno por el Napoli (1989).

De esta forma, Italia quedó en el segundo lugar en títulos, escoltando a España, que tiene 14: Sevilla (7), Atlético de Madrid (3), Real Madrid (2), Valencia (1) y Villarreal (1).

El país de la bota tuvo un representante en la final por tercera vez en las últimas cinco campañas, luego de la derrota del Inter ante el Sevilla en 2020 (2-3) y de la Roma, también el año pasado contra el Sevilla (1-1, penales 1-4).

Fue el primer título de Italia en este siglo en la competición y el primero desde 1999, cuando el Parma venció al Marsella (3-0).

Con la magia de Lookman

La Atalanta jugó un primer tiempo casi perfecto. Dominó la posesión, presionó, creó ocasiones y anotó goles. El equipo de Gasp ya dominaba el marcador con claridad antes de la media hora de juego y con justo merecimiento.

El primer tanto llegó antes del primer cuarto de hora. Davide Zappacosta sirvió un centro desde la derecha y Lookman remató de zurda en el medio del área, para adelantar a la Dea a los 12 minutos. El atacante, que venía de ejecutar un tiro de esquina, se metió en el área para rematar libre de marca.

El segundo gol, llegó en la fracción 26. El nigeriano, que fue electo como el Jugador del Partido, volvió a ser determinante con un golazo. Encaró a la defensa desde la frontal del área y justo desde la medialuna, soltó un derechazo rastrero, con efecto y bien colocado, que terminó al fondo de la red.Según OptaPaolo, Lookman se convirtió en el primer jugador africano en anotar un doblete en una final europea en la máxima categoría. También es el segundo jugador en marcar un triplete con un equipo italiano, luego de Pierino Prati, quien anotó un hat-trick en el triunfo del Milan contra el Ajax de 4-1 en 1969.

La oncena de Gasp era superior y cortaba cualquier acción de juego del equipo de Xabi Alonso, que no conseguía los espacios, le costaba salir y perdía balones, por la presión del conjunto italiano.

El Leverkusen pudo descontar en el minuto 35, pero Álex Grimaldo falló en un mano a mano. Intentó picar el balón, pero no tuvo la suficiente potencia y el arquero Juan Musso atrapó el balón sin problemas.

La tónica no cambió en el segundo tiempo y Lookman sentenció el partido con un zurdazo cruzado al minuto 75, para firmar un triplete en una noche histórica en Dublín.

«Es una de las mejores noches de mi vida. Ha sido una actuación increíble del equipo. Lo hemos conseguido, es fantástico. Estoy feliz de haber ganado. Esta noche hemos hecho historia», dijo el delantero de 26 años.

El resultado, además, le permitirá a la Atalanta jugar la próxima edición de la Champions League y el calcio tendrá seis representantes: Inter (campeón), Milan, Bologna, Juventus, Atalanta y Roma. El quinto equipo de la tabla accede por el ranking de rendimiento Europeo y el sexto, la Roma, por el triunfo de la Atalanta.

¡Bérgamo e Italia están de fiesta! Ahora, es tiempo de celebrar. Luego, habrá tiempo para pensar en el rival de la Supercopa de Europa, que se jugará el miércoles 14 de agosto en el Estadio Nacional de Varsovia, en Polonia. La Dea espera por Borussia Dortmund o Real Madrid, que lucharán por la Liga de Campeones.

Foto: Prensa UEFA

Serie A: La Juventus despidió a Max Allegri y Paolo Montero tomará su lugar como técnico interino

Tony Cittadino (Madrid).- Se sabía que la bomba iba a explotar en cualquier momento y, este viernes, detonó. O, mejor dicho, se confirmó. La Juventus informó el despido del director técnico Massimiliano Allegri, luego de un rendimiento por debajo del nivel del club en los últimos meses y los episodios de rabietas escenificadas en los minutos finales de la final de la Coppa Italia.

El segundo ciclo de Allegri fue polémico por los resultados de una Juve que tenía una plantilla competitiva, pero limitada al mismo tiempo y con un juego mediocre. El estratega se coronó campeón de la Coppa Italia el pasado miércoles ante la Atalanta, pero el show mostrado al quitarse la chaqueta, la corbata, tener declaraciones subidas de tono y presuntamente amenazar al director del periódico Tuttosport, no fueron aceptadas por la entidad bianconera.

“La Juventus anuncia que Massimiliano Allegri ha sido relevado de sus funciones como entrenador del primer equipo masculino.

La exoneración se produce tras determinados comportamientos durante y después de la final de la Coppa Italia, que el club consideró no compatibles con los valores de la Juventus y con el comportamiento que deben mantener quienes la representan.

Se pone fin a un periodo de colaboración, que comenzó en 2014, se reanudó en 2021 y finalizó tras las últimas 3 temporadas junto con la final de la Copa de Italia.

El club desea buena suerte a Massimiliano Allegri en sus futuros proyectos”, rezaba un escueto comunicado de la entidad italiana, que decidió no continuar con Max, a pesar de que le quedaba un año de contrato y que había regresado luego de un quinquenio exitoso.

Un ciclo de altibajos

Allegri tuvo que lidiar con problemas extra deportivos en la pasada campaña, al quedar fuera de las competiciones europeas por una sanción de 10 puntos. Luego, con las lesiones en la presente temporada y perder desde la pretemporada a Paul Pogba por doping. Llegó al mes de enero peleando el primer lugar al Inter, pero la segunda vuelta de la temporada fue catastrófica, bajando hasta el cuarto lugar de la tabla.

Aún así, pudo llevar al equipo a lograr los objetivos mínimos: clasificar a la próxima edición de la Champions League y ganar la décima quinta Coppa Italia del club. Además, la Vecchia Signora disputará la próxima edición del Mundial de Clubes de la FIFA en julio de 2025.

La copa nacional fue la quinta ganada por el técnico de 56 años, quien las ha logrado todas con la Juve, siendo el estratega más ganador de la historia de la competición. Lo hizo de manera consecutiva en las ediciones 2015, 2016, 2017 y 2018, durante el quinquenio de oro en el que perdió dos finales de Champions League ante Barcelona (2015) y Real Madrid (2017).

Los últimos dos partidos de la temporada serán dirigidos por un conocido de la casa, el ex defensa Paolo Montero. El uruguayo estuvo al frente de la Primavera (la categoría juvenil sub-19) y se espera que en los próximos días o semanas, se anuncie al próximo técnico que estará en el banquillo.

Los medios italianos dan por hecho un acuerdo por tres años con Thiago Motta, quien llevó al Bologna a la próxima edición de la Champions. Sin embargo, no se descarta el regreso de Antonio Conte.

Foto: Prensa Juventus

Así se jugará el Final Four de la Supercoppa d’Italia en 2025

Tony Cittadino (Madrid).- La victoria de la Juventus ante la Atalanta en la final de la Coppa Italia, dejó claros los emparejamientos del Final Four de la Supercoppa d’Italia 2024,  que se jugará en Arabia Saudita en en 2025.

El formato enfrentará al campeón de la Serie A (Inter) y al segundo clasificado (Milan), contra el campéon de la Coppa Italia (Juventus) y al subcampeón del torneo (Atalanta).

De esta manera, el Inter, que acaba de sumar su scudetto 20 y su segunda estrella en la camisa, se medirá el viernes 3 de enero a la Atalanta de Giampiero Gasperini, que perdió la final de la Coppa Italia ante la Juve y el próximo miércoles 22 de mayo, jugará la final de la Europa League ante el Bayer Leverkusen.

En tanto, el sábado 4 de enero, la Juve estará retando al Milan. Los ganadores de ambos partidos, se enfrentarán en la final el martes 7 de enero.

El torneo se jugará también en enero, como ha sucedido en las últimas ediciones y no en agosto, como era costumbre, antes del inicio de la Serie A. Es posible que el formato a final única entre dos equipos regrese en la edición 2025-2026 pero dependerá del nuevo calendario internacional implementado para la Champions League y el Mundial de Clubes.

El ganador volverá a llevarse un premio de 7 millones de euros y el evento repartirá un total de 23 millones.

Se espera que Arabia Saudita albergue tres de las próximas cinco ediciones.

Segunda edición con Final Four

Esta será la segunda edición del torneo con el formato de Final Four, similar al utilizado en la Supercopa de España.

En la edición pasada, un gol de Lautaro Martínez en el primer minuto de descuento, fue suficiente para que el Inter venciera al Napoli un gol por cero en la final disputada en Riad.

Lautaro volvió a ser determinante para el conjunto nerazzurro y terminó como el Jugador Más Valioso del juego.

Fue el octavo título para el Inter, con el que superó al Milan y se suma a las ediciones de 1989, 2005, 2006, 2008, 2010, 2021 y 2022.

Además el director técnico Simone Inzaghi ganó su quinta Supercoppa, siendo el máximo ganador del trofeo, para dejar atrás a dos técnicos míticos como Marcello Lippi y Fabio Capello. Antes se había titulado con la Lazio (2017 y 2019) y con el conjunto nerazzurro (2021, 2022 y 2023).

La Juventus es el equipo más ganador de la Supercoppa, al titularse en los años 1995, 1997, 2002, 2003, 2012, 2013, 2015, 2018 y 2020.

Vlahovic le regaló a la Juventus su décimo quinta Coppa Italia 

Tony Cittadino (Madrid).- Un gol de Dusan Vlahovic a los 4 minutos de juego, fue suficiente para que la Juventus venciera a la Atalanta un gol por cero en el estadio Olímpico de Roma, para ganar la décimo quinta Coppa Italia de su historia.

La edición 77 del tradicional trofeo nacional no decepcionó. Fue un partido emocionante, con opciones para ambos equipos, sobre todo en la segunda parte.

Así el equipo bianconero sumó otra copa nacional a sus vitrinas, tras las ganadas en las ediciones 1938, 1942, 1959, 1960, 1965, 1979, 1983, 1990, 1995, 2015, 2016, 2017, 2018 y 2021, ésta última lograda también ante la Atalanta de Gasperini bajo la dirección técnica de Andrea Pirlo.

Además, fue la quinta para el técnico Max Allegri, quien las ha logrado todas con la Juve, siendo el estratega más ganador de la historia de la competición. Lo hizo de manera consecutiva en las ediciones 2015, 2016, 2017 y 2018, durante el quinquenio de oro en el que perdió dos finales de Champions League ante Barcelona (2015) y Real Madrid (2017).

Así el técnico de 56 años, dejó en el segundo lugar a Roberto Mancini, quien ganó dos con el Inter (2005 y 2006), una con la Fiorentina (2001) y otra con la Lazio (2004).

La Juve hizo daño en la primera oportunidad de gol. Vlahovic recibió un balón en profundidad de Andrea Cambiaso y definió en un mano a mano a los 4 minutos, para adelantar a la Juve en la final un gol por cero.

De acuerdo al estadista OptaPaolo, el delantero serbio es el tercer jugador de la Juve en anotar en dos ediciones de la Coppa Italia, tras haberlo hecho en 2022 ante el Inter. Los otros jugadores en hacerlo, fueron John Charles (1958-1959 y 1959-1960) y Savino Bellini (1937-19138 y 1941-1942).

El gol despertó a la Atalanta, que tomó el control del esférico y comenzó a presionar a una Juve bien parada. El equipo de Bérgamo estuvo cerca del empate a los 13 minutos, pero Bremer y Danilo llegaron a tiempo para cerrar el espacio a Mario Pasalic, quien remató flojo y apresurado.

El conjunto turinés comenzó a ganar metros en el campo a partir del primer cuarto de hora, con Weston McKennie y Adrien Rabiot cortando y creando juego, pero sin mayores éxitos. El control del juego pasaba con dominar el medio campo, en un partido que fue aumentando en intensidad y en faltas técnicas de ambas oncenas para cortar las acciones del rival.

La Atalanta tuvo otra ocasión clara al 45’ para empatar, pero el remate de Pasalic fue desviado por Federico Gatti. La primera parte terminó con el 57% de posesión de la Dea, ante una Vecchia Signora defendía con el cuchillo entre los dientes.

Emoción hasta el final

La Atalanta comenzó la segunda parte metiendo a la Juve en su área y al 51’ estuvo cerca del empate, pero el peligroso remate de Ademola Lookman fue desviado por Bremer y el balón de marchó cerca del vertical derecho.

La Juve volvió a quedarse a un paso de aumentar la ventaja al 63’, gracias a una acción combinada de Federico Chiesa y Vlahovic, pero el serbio remató flojo y cruzado ante el portero. Vlahovic volvió a marcar al 72’, al peinar un balón de cabeza, pero el tanto fue anulado por el VAR por un fuera de juego justísimo.

El partido se rompió en los últimos 15 minutos, porque la Atalanta se volcó al ataque y esos espacios trataban de ser aprovechados por la Juve. Lookman mandó otro aviso al 80’ con un remate de derecha a la base del vertical derecho.

La Vecchia Signora lo siguió intentando y ahora fue el turno de Fabio Miretti, quien estrelló un balón en el travesaño en el 84’.

El árbitro principal Fabio Maresca agregó seis minutos adicionales, pero el marcador no cambió a pesar de un remate de Éderson que paró Mattia Perin al 94’. Además, el principal expulsó a Allegri con roja directa, por reclamar una falta en el área en la jugada de Éderson.

Así la Juve ganó su único, pero, necesario título de la temporada, que podría darle un aire a Allegri en las intenciones de quedarse un año más y cumplir con el contrato. La oncena ya está clasificada para la próxima edición de la Champions League y el Mundial de Clubes de la FIFA 2025.

Por su parte, a la Atalanta todavía le queda una cita para poder celebrar. El próximo miércoles 22 jugará la final de la Europa League ante el Bayer Leverkusen.

Pero, una cosa es segura. Tanto la Juve, como la Dea, estarán en la próxima edición de la Supercoppa d’ Italia que se jugará en enero del próximo año en Arabia Saudita y en la que también se medirán al Inter y al Milan.

Foto: Prensa Juventus